Emisiones de CO2

El consumo de los edificios supone el 40% del consumo de la energía final de la Unión Europea y el 36% de las emisiones de CO2. Los edificios demandan energía dependiendo de aspectos como la envolvente, la orientación y su empleo. Existen numerosas acciones que permiten reducir el consumo energético de los edificios. Entendemos que la primera es aislar. 

La implantación de la directiva 2010/31 en su apartado DB HE (Ahorro de energía) y la aprobación del RD 235-2013 sobre la obligatoriedad de las certificaciones energéticas pretenden dar un paso adelante en la búsqueda de edificios de consumo casi nulo. 

Aislando la vivienda mejorarás el Certificado de Eficiencia Energética de tu hogar.